Según reportes, varios de los usuarios de la red social denunciaron que encontraron sus datos publicados en la red, luego que un pirata informático anunciara en un foro la vulneración de sus servicios de seguridad.

Por su parte, la empresa afectada indicó que está realizando las investigaciones de rigor para confirmar la veracidad del hackeo, llamando a sus usuarios a estar atentos.

Esta situación se suma a los constantes problemas de seguridad presentados por la aplicación de la red social para los dispositivos iOS, ya que se señala que la empresa está recopilando información de las entradas de calendario para transmitirla a sus servidores sin el consentimiento del usuario.

Las contraseñas de LinkedIn se encriptan utilizando un algoritmo conocido como SHA-1, que se considera muy seguro. Con contraseñas complejas, es probable que tome algún tiempo para descifrar, pero las más sencillas pueden estar en riesgo.

Graham Cluley, experto en seguridad de Sophos, instó a los usuarios a cambiar sus contraseñas en LinkedIn lo antes posible, como una medida de precaución.

“Aunque los datos que han sido publicados hasta el momento no incluyen direcciones de correo electrónico asociados, es razonable suponer que tal información puede estar en manos de los criminales”, añadió Cluley.

Para cambiar la contraseña de LinkedIn, entra en tu cuenta y haz clic en su nombre en la esquina superior derecha y haga clic en el enlace Configuración. En la sección Configuración, haga clic en el enlace Cambiar junto a Contraseña, donde se le pedirá que introduzca su contraseña antigua y luego crear una nueva.

Trate de elegir una contraseña compleja que no sea fácil de descifrar. Luego haga clic en el botón Cambiar contraseña.

Más detalles en: CNET News