La empresa ET3 está trabajando, bajo el concepto “viaje espacial en la Tierra”, en un medio de transporte apoyado con levitación mágnetica para realizar travesías de larga distancia en tiempo record.

La compañía explicó que “las cápsulas con los pasajeros viajarán sobre tubos de levitación magnética sin fricción de 1,5 metros de diámetro. El aire es extraído permanentemente de los tubos de dos vías que se construyen a lo largo de una ruta de viaje”.

“Motores eléctricos lineales aceleran las cápsulas, que luego a través del vacío permite viajar sin utilizar ninguna energía adicional”, agregó.

El principio detrás del “Vactrain” consiste en bombear todo el aire de un túnel cerrado y luego disparar los trenes, o algún tipo de cápsula de transporte, a través de ellos.

“La ventaja de un tubo de vacío es que se puede alcanzar altas velocidades”, dice Ernst Frankel, profesor emérito de Ingeniería Mecánica e Ingeniería Oceánica del Instituto de Tecnología de Massachusetts.

Frankel llevó a cabo una serie de experientos para poder extraer el aire, indicando que “construimos un tubo de media milla de largo en los campos de juego de MIT, evacuamos el aire y luego disparamos cosas a través de él a fin de medir qué tipo de velocidad que podríamos obtener”.

Su equipo encontró que la creación de un vacío casi absoluto en la tubería permitía velocidades de hasta 930 km/h- dos veces más rápido que en un tubo lleno de aire-.

Los resultados fueron suficientes para proponer un sistema de ferrocarril entre Boston y Nueva York, usando la tecnología. Su plan era reducir el tiempo de viaje de más de cuatro horas a sólo 40 minutos, a velocidades de 480 a 560 km/h.

Sin embargo, el ingeniero Daryl Oster tiene la patente de lo que él llama “transporte de tubos de vacío”. Su diseño es una cápsula de seis personas, aproximadamente del tamaño de un coche, que se dispara a lo largo de un tubo de vacío de 1,5 metros de diámetro utilizando la tecnología de levitación magnética.

Ha propuesto varias configuraciones y diseños de baja tecnología, en el caso de viajes dentro de EEUU se realizarán a 600 km/h y para el transporte intercontinental se trabaja en un sistema de alta tecnología que permita llegar a los 6.500 km/h.

La empresa Oster, ET3, no propone la construcción de pistas en sí, sino que vende licencias para su tecnología patentada. Hasta el momento, dice, ha vendido más de 60 licencias, de las cuales 12 están en China, que también lleva a cabo un “tren al vacío”.

Para Ernst Frankel es el momento adecuado para los “vactrain” o “trenes al vacío”, ya que recalcó que “nuestra tecnología ferroviaria es de casi 100 años y nuestras vías aéreas están terriblemente congestionadas. Un tren que va de ciudad en ciudad podría ser una ventaja”.

Más detalles en: BBC