Comenzaron con rumores de despidos masivos para luego terminar en la noticia de su venta a una compañía de la cual aún no se sabe su nombre, salvo que se trata de una empresa de creación nueva. Así, la plataforma de juegos en la nube, pasó uno de los días más controvertidos de su existencia en Palo Alto, California.

Es que la situación estaba crítica, pues OnLive vio la quiebra de cerca esta vez y la evidencia eran los empleados que salían de las dependencias con las típicas cajas con sus pertenencias y no necesariamente porque se estaban cambiando de oficina, situación que no sólo complicó a los trabajadores sino que a quienes disfrutan de la plataforma.

Sin embargo, con el transcurso de las horas, se supo bien sobre los acontecimientos y estos tenían que ver con la venta de OnLive a una nueva compañía, la cual seguirá haciéndose cargo de sus servicios. Esto al menos fue lo que quedó de manifiesto en un comunicado oficial:

“Ahora podemos confirmar que los activos de OnLive, Inc. han sido adquiridos por una empresa nueva y la cual está respaldada por una financiación sustancial, la que seguirá operando los servicios OnLive Desktop y OnLive Games, así como apoyará todas las aplicaciones y dispositivos de OnLive, así como los juegos, la productividad y los acuerdos de la compañía La nueva empresa está logrando la contratación de un gran porcentaje del personal OnLive y proyecta seguir el plan de contratación de personas, incluyendo empleados adicionales a OnLive. Todos los productos y servicios anunciados previamente, incluso los que estaban en desarrollo, continuarán y por ende se espera que no exista ninguna interrupción en los servicios.

Lo sentimos, pero no hemos podido hacer comentarios sobre esta operación hasta que se ha completado,Ahora que se completó la transacción, estamos en condiciones de hacer esta declaración”.

Así y como suele suceder en estos casos, OnLive no cambiará en absoluto, pues sólo ha sido adquirida por otra compañía que se hará cargo de todos sus servicios, aunque sigue siendo sumamente extraño que no se revele el nombre específico de la empresa que compró a OnLive, sin embargo, lo importante es que al menos sus usuarios pueden estar algo más aliviados con esta declaración oficial de Jane Anderson.

Más información en The Verge