Un singular aparato parecido a un tostador llamado “Microflow” puede cambiar la manera de diagnosticar a la gente, ya que a través de este ingenioso invento, las personas se podrán diagnosticar instantáneamente.

Este singular aparato fue fabricado por el “National Optics Institute” de Quebec, Cánada, se realizó para trabajar en el espacio, y el cual ayudara a mantener a los astronautas y cosmonautas bajo control médico.

El funcionamiento del “Microflow” es a través de un láser y sensores para contar células, clasificar y detectar todo tipo de biomarcadores en un líquido como la sangre. Según la NASA, el tiempo real de la operación sólo tarda 10 minutos.

Más detalles en Gizmodo