El gobierno de Afganistán bloqueó el acceso al portal de videos por cerca de dos horas, luego que la presencia de un polémico archivo anti musulmán desencadenara protestas en Egipto y el asesinato del embajador de EEUU en Libia.

“Se nos ha dicho que cerremos YouTube al público afgano hasta que el video sea bajado”, dijo Aimal Marjan, director general de tecnología de la información en el Ministerio de Comunicaciones de Afganistán.

El embajador de Estados Unidos en Libia, J. Christopher Stevens, fue asesinado junto con tres miembros del personal en un ataque durante la noche contra el consulado de Bengasi.

Las protestas por el vídeo en la embajada estadounidense en El Cairo eran en gran parte no violentas, a pesar de que los manifestantes escalaron una de las paredes del edificio para escala de una de las paredes de embajadas y colocó una bandera negra como representación de la fe islámica.

El video que desató la polémica es un trailer cerca de 14 minutos de duración para una película producida por Sam Bacile que critica la vida del profeta Mahoma. Bacile, según el Wall Street Journal, es un desarrollador israelí-estadounidense de bienes raíces que vive en California.

Bacile hizo la película para condenar la religión del Islam, y ha sido citado diciendo que “el Islam es un cáncer”. Desde entonces, ha pasado a la clandestinidad tras las protestas.

Los informes iniciales indican que Pakistán también bloqueó YouTube, pero los informes de la capital, Islamabad, no han justificado estas afirmaciones.

Más detalles en: Mashable