La sorpresiva salida de Steven Sinofsky sigue causando coletazos en el presente de Microsoft, ya que esto significó que sus acciones presentaran un descenso del 3% en el mercado bursátil.

Microsoft anunció el lunes por la noche la partida de Steve Sinofsky, un veterano de 23 años en la compañía y jefe de su unidad estrella Windows, sólo dos semanas después de lanzar el sistema operativo Windows 8.

Esta acción hace que muchos vean en la salida de Sinofsky como la pérdida de la fuerza motora detrás del mayor producto de Microsoft, además de incrementar los temores de que el CEO Steve Ballmer se esté quedando sin talentos en momentos en que la empresa más los necesita.

“Puede que Sinofsky haya gobernado el reino con puño de hierro, pero rindió increíblemente bien al rescatar a Windows después de Vista”, afirmaron analistas de Wells Fargo el martes en una nota, en referencia al sistema operativo previo de Windows.

“Aunque creemos que Windows 8 (y la nueva tableta) Surface son prometedores, aún hay una tonelada de trabajo por delante para alcanzar a iOS y Android”, agregó.