Una medida inédita es la que están por aprobar las autoridades en el Reino Unido, que permitiría utilizar material genético de 3 personas diferentes en la fecundación de bebés in vitro.

Según lo expertos en la materia, realizar este procedimiento con genes de 3 donantes daría la posibilidad de evitar enfermedades de la mitocondria, las cuales, actualmente, representan males como un mal desarrollo del corazón, ceguera e incluso la muerte.

La mitocondria es la encargada de darle energía a las células, y se sabe de su mal funcionamiento cuando una madre la tiene en mal estado. Lo que haría este procedimiento, sería extraer un pronúcleo del gameto fecundado, para luego ponerlo en el óvulo de una mujer sana, esquivando así algún eventual mal en el desarrollo.

“Una vez que los bebés nazcan con esta técnica, no habrá vuelta atrás. Habrá ocurrido un cambio genético permanente a miembros de la raza humana”, señaló el corresponsal médico de la BBC; Fergus Walsh.

Pese a que aún se desconoce la letra chica de esta ley, sus implicancias y restricciones, esta medida ya comienza a ser controversial, pues, por un lado, está en discusión si los niños fruto de la FIV de 3 padres podría conocer o no a quien donó el óvulo sano y, por otro lado, se teme a que esto sea el comienzo de los bebés diseñados genéticamente.