Para el destacado experto australiano, ya habría comenzado la extinción del hombre debido a la “fragilidad inherente” del cromosoma sexual masculino, lo que finalmente terminaría con la desaparición de los machos de la especie.

Es decir, los hombre están viviendo sus últimos días en la Tierra aunque tampoco es para asustarse demasiado, ya que este proceso si bien empezó, terminará en cinco millones de años, por lo que para pesar de algunas mujeres que los aborrecen, todavía deberán aprender a convivir con ellos.

Específicamente, la clave está en el cromosoma sexual masuculino y su fragilidad, porque por ejemplo, la mujer o X, posee dos cromosomas saludables con 1000 genes aproximadamente cada uno, en comparación con los menos de 100 genes del hombre moderno y esto incluye al gen SRY, que sería el “interruptor maestro masculino” y que determina si un embrión será masculino o femenino.

Más información en Daily Mail