Nada resulta más molesto que un error de sistema de Windows. A pesar de sistema operativo de Microsoft se ha vuelto exponencialmente más estable a lo largo de los años, todavía es posible que los archivos de sistema de Windows se corrompan, lo que puede hacer que el sistema sea mas lento, se congele, o (en el peor de los casos) se niege a cargar el sistema operativo.

Cuando se encuentra un error de Windows, la mayoría de la gente hace una copia de seguridad de sus datos, agarra el viejo disco de instalación, y luego presiona el botón de formatear. Este tutorial de mostrará otra manera de arreglar tu equipo. Sin embargo siempre es aconsejable hacer copias de seguridad de tus datos, pero siguiendo esta guía, podrás ser capaz de reparar tu instalación de Windows sin tener que eliminar todo.

Nota: A pesar de estas guías han sido escritas para Windows 7, un proceso muy similar funciona para Windows Vista o XP.

Método 1: Reparar Windows Incluso si no se puede llegar al escritorio
El primer método te permitirá reparar los archivos corruptos del sistema, incluso si el problema es tan grave que no se puede iniciar  hasta el escritorio. Para este método, necesitarás un DVD de instalación de Windows, por lo que busca el tuyo o pide prestado uno de un amigo, no importa si la versión del DVD coincide con su licencia, siempre y cuando sea de la cantidad de bits correcto.

Paso 1: Inserte el disco de instalación y reinicie el ordenador
Si tu sistema no arranca en Windows, tendrá que arrancar desde algún otro lugar-en este caso, el DVD de instalación. Tu equipo debe estar configurado para arrancar desde la unidad óptica antes de tu disco duro, pero si no es así, siempre se puede cambiar la prioridad de arranque en la BIOS. Cuando se inicie el sistema, asegúrate de pulsar una tecla cuando se te pida para arrancar desde el disco de instalación de Windows. Cuando lo hagas, verás la instalación familiar de Windows de selección de idioma de la pantalla.

Paso 2: Anda a la línea de comandos
La herramienta de recuperación que vamos a utilizar se ejecuta desde el símbolo del sistema, lo que puede acceder a través del disco de instalación de Windows. Para llegar allí, no hagas clic en Instalar ahora en el centro de la pantalla, sino que haz clic en Reparar el equipo en la parte inferior izquierda.

El siguiente menú tendrá dos botones de radio. Asegúrate de seleccionar el primero, y ten en cuenta que en el cuadro de texto, que la unidad del sistema tenga la letra C. Si ese no es el caso, recuerda la letra de unidad utilizada. Haga clic en Siguiente y en la siguiente pantalla (imagen de arriba), selecciona la opción inferior, marcada Comando del sistema.

Paso 3: Analizar su sistema
Finalmente estás listo para escanear los archivos de sistema para los errores. Para ello sólo tienes que ejecutar el siguiente comando:

sfc /scannow /offbootdir=c:\ /offwindir=c:\windows

Si es que la letra del disco no era C, Sustituye la letra de unidad  con la que has visto. Apreta Enter.

Windows ahora tratará de encontrar y reparar cualquier error en los archivos del sistema. Si el análisis detecta los errores, puede que tengas que repetir los pasos de esta guía, hasta que no encuentre más errores. Para reiniciar el equipo, escribe el comando exit y, a continuación, haz clic en el botón Reiniciar.