Una polémica investigación se está llevando a cabo en China y a cargo de un joven prodigioso de nombre Zhao Bowen de 20 años, quien es tiltado como el Bill Gates de aquel país, porque incluso ya está a cargo del laboratorio de genómica cognitiva del Instituto de Genómica de Pekín. Se trata específicamente de una investigación que busca desarrollar una tecnología capaz de identificar las raíces genéticas de la inteligencia y así en el futuro elegir al mejor embrion, es decir, a aquel que tenga el coeficiente intelectual con mayor potencial.

Para lo anterior están descifrando alrededor de 2200 muestras de ADN con más de 100 máquina de genes de estadounidenses con coeficiente intelectual de 160 o más y los resultados de este trabajo sería presentado a mediadios de año. “Por mucho tiempo la gente ha decidido ignorar la genética de la inteligencia (…) La gente cree que es un tema controvertido, especialmente en Occidente. Pero no así en China, donde estudios del coeficiente intelectual son considerados más como un reto científico y por lo tanto son más fáciles de financiar”.

Hasta el momento, no se han identificado los genes que aumente el CI, pero esto lo resolverían al comparar los genomas de individuos con CI extremadamente alto con el de personas normales y con esto se puedo luego pronosticar las habilidades cognitivas que pudiera heredar una persona y así elegir cuando se use la fertilización in vitro, por ejemplo.