El IFA de Berlín fue el escenario en el que Samsung presentó oficialmente a su nuevo phablet: el Galaxy Note 3, un híbrido que llega completamente mejorado en cuanto a grosor y rapidez , mismo que se comercializará desde el 25 de septiembre y simultáneamente en 149 países del mundo.

El Galaxy Note 3 llega renovado y mejorado. Primero porque es más delgado y segundo por es más rápido con su memoria RAM de 3 GB. También la pantalla es de 5.7 pulgadas con tecnología Súper AMOLED y con resolución Full HD, más un procesador Qualcomm Snapdragon 800 a 2.3 GHz, aunque otros modelos tendrá un Exynos Octa a 1.9 Ghz y también un Cortex A7 a 1.3 GHz.

El grosor es de 8.3 milímetros, pesa 168 gramos y su capacidad de almacenamiento interno comienza en los 16 GB ampliables con microsSD hasta los 64 GB. Además la conectividad será una LTE Advanced y la cámara alcanzará los 13 megapíxeles con flash LED. Ahora, una de las mayores novedades la aporta el S Pen, que tendrá 5 nuevas funciones denominadas como Action Memo, Scrapbook, Screen Write, S Finder y Pen Window.

Finalmente cabe destacar que portará Android 4.2.2 y que incorpora funciones ya conocidas y destacadas del Galaxy S4, tales como el Smart Scroll, el Smart Pause y el S Health. Para el S Pen además existirán ventanas multitareas que permitirán cambiar de forma fácil de una aplicación a otra y la batería no se agotará rápidamente porque es de 3200 mAh.