La batalla entre Apple y el gobierno de Estados Unidos sobre un iPhone bloqueado terminó.

El FBI ha logrado acceder a los datos almacenados en el iPhone del terrorista de San Bernardino Syed Farook, según una presentación de hoy por los fiscales federales.

Eso significa que el gobierno no requiere la asistencia de Apple Inc. que había demandado a través de una orden judicial presentada el mes pasado.

La moción concluye pidiendo que la orden, la cual habría obligado a Apple construir un software especial para eludir las medidas de seguridad del teléfono, sea desechado.

Después de más de un mes de órdenes judiciales, registros legales y exposición pública, el caso en su forma actual fue efectivamente terminado.

La semana pasada se registró un impresionante giro de los acontecimientos en la batalla por el cifrado del teléfono. En esa batalla el gobierno se enfrentó con la mayor empresa de tecnología en el planeta. En un momento dado, los dos se dirigían a una audiencia, y el caso podría haber ido a la Corte Suprema de Estados Unidos.

Más información: The Independent