Más vale tarde que nunca deben estar diciendo los usuarios argentinos, quienes recién en febrero, cinco meses después del lanzamiento oficial, podrá adquirir el termina de Samsung a través de sus tres operadoras móviles: Claro, Movistar y Personal.

Se estima que su precio bordeará los $3.799 pesos si es que se contrata un plan de datos multimedia de $199 pesos y desde ahí hacia arriba. Por supuesto, el Galaxy Note II viene con Jelly Bean 4.1 desde la fábrica y su principal característica es su pantalla de 5.5 pulgadas y la posibilidad de usar el S-Pen en múltiples aplicaciones especialmente dedicadas.